Iberdrola ha lanzado hoy su plan Movilidad Verde Iberdrola, mediante el que ofrece al cliente la compra del vehículo eléctrico y su financiación, la instalación del punto de recarga y el suministro de energía 100% renovable.

En concreto, este plan constituye la primera solución integral para impulsar el uso de este tipo de transporte desarrollada por una empresa en España y se enmarca dentro de la apuesta del grupo presidido por Ignacio Sánchez Galán por la movilidad eléctrica, una alternativa fiable para fomentar el desarrollo sostenible, incrementar la seguridad del suministro y optimizar la competitividad.

De cara a poder presentar su plan, Iberdrola ha cerrado recientemente sendos acuerdos con la empresa importadora de vehículos eléctricos Going Green, para impulsar la venta de este medio de transporte, y con Multiservicios Mapfre, compañía líder en reformas y reparaciones en el hogar, para la instalación de puntos de recarga, especialmente en los domicilios particulares.

Energía 100% renovable

La nueva solución comercial combina el vehículo eléctrico con la ‘energía verde’, lo que significa cero emisiones tanto en el desplazamiento del coche como en la recarga del mismo, ya que este producto provendrá exclusivamente de fuentes 100% renovables.

La eléctrica pone a disposición del cliente una amplia gama de vehículos eléctricos -coches, motos y bicicletas- y, además, ofrece la posibilidad de gestionar la financiación para la adquisición de los mismos, así como información sobre cómo beneficiarse de las ayudas del Plan Movele, gestionado por el IDAE.

En cuanto al punto de recarga para los vehículos eléctricos, la empresa se encarga de gestionar su instalación en los aparcamientos, garantizando siempre la seguridad del equipo, y ofrece asesoramiento personalizado al usuario de cara a satisfacer todas sus necesidades.

Los clientes interesados en contratar el plan Movilidad Verde pueden hacerlo a través de la web de la eléctrica (www.iberdrola.com), llamando al teléfono 901 20 20 20 o en cualquiera de los más de 160 puntos de atención al cliente que la compañía posee a lo largo de toda la geografía española.

Más Información:expansion

Anuncios

Endesa y Enel ultiman una gran operación corporativa en renovables que supondrá un nuevo rediseño del mapa internacional de la energía verde y un paso decisivo en la integración del grupo español e italiano.

Endesa, controlada por Enel en un 92%, va a unir sus activos de renovables a los que este grupo italiano tiene en España. Esos activos, además, sumarán fuerzas con Enel Green Power, la filial internacional de renovables de Enel, según fuentes del sector.

Con la operación, Endesa logra varios objetivos. Por un lado, vuelve a la primera línea del negocio de las renovables, tras el aparente retroceso que supuso la venta de activos a Acciona el pasado año. Por otro, saca partido a la integración con Enel.

Esta es la operación en la que probablemente más sinergias se van a producir entre Endesa y Enel desde que este grupo se convirtió, a mediados del pasado año, en el único accionista de referencia de la eléctrica española, al adquirir un 25% a Acciona y alcanzar el 92% del capital.

Carrera internacional

Con la fusión de renovables, Endesa y Enel entran de lleno en la carrera internacional de la energía verde, donde se han ido creando nuevos gigantes energéticos, entre ellos, Iberdrola Renovables y Acciona, con los que el tándem hispanoitaliano medirá fuerzas en los diferentes mercados.

Más Información:expansion

Endesa ha puesto en marcha en su central de Compostilla (León) una planta experimental para captura de CO2 por absorción química, que se convertirá en la primera planta piloto de este tipo integrada a una central térmica construida en España, anunció en un comunicado.

La planta trata 800 metros cúbicos a la hora de gases de combustión y posee una capacidad de captura de entre tres y cinco toneladas de CO2 al día con eficiencias del 90%, explica la compañía presidida por Borja Prado.

La captura de CO2 se produce por el contacto en contracorriente de los gases de combustión con una solución absorbente de amina a baja temperatura. Durante el proceso, el CO2 se une químicamente a la amina con lo que es separado de los gases, al tiempo que la amina se regenera en un segundo reactor mediante calor aportado por vapor, produciendo CO2 muy concentrado.

Durante los próximos meses, Endesa analizará el proceso con el objetivo de optimizar la eficiencia de captura así como el consumo energético del mismo. Está previsto que se analicen diferentes condiciones de operación de la planta, así como distintos compuestos químicos que mejoren la eficiencia del proceso.

Endesa dice que esta iniciativa se inscribe dentro del objetivo de la compañía de impulsar un nuevo modelo energético, global y sostenible en sus mercados objetivos a través de cinco líneas prioritarias de actuación, entre las que figuran las energías renovables y nuevos desarrollos tecnológicos que conduzcan a menores emisiones de CO2.

También se trabaja en oportunidades en eficiencia energética y cogeneración, en el modelo de transporte sostenible y en la compensación de emisiones a través de una cartera de proyectos de mecanismo de desarrollo limpio (MDL).

Más Información:europapress

Eolia Renovables ha logrado cerrar un acuerdo con cinco grandes entidades financieras españolas para un préstamo de 102,5 millones de euros que se dedicará a la construcción y puesta en marcha de dos nuevos parques eólicos, según explicó la empresa gestionada por N+1 Eolia en una nota. El crédito incluye una línea por importe de 18,3 millones de euros para financiar el IVA devengado durante la fase de construcción de los parques.

El sindicato de entidades está compuesto por La Caixa, Caja Madrid, BBVA, Banesto y Banco Sabadell. Con esta nueva financiación, Eolia Renovables construirá el parque eólico de Parideras, en Medinaceli (Soria), con una potencia de 42 megavatios (MW) y el parque eólico de Monclues en La Granadella (Lérida), cuya potencia será de 30 MW. El grupo sitúa así en 72 MW su capacidad total instalada.

El parque de Monclues es el primero de los que Eolia Renovables construirá y pondrá en marcha en Cataluña.

Más Información:elpais

El 1 de julio toca revisar las tarifas eléctricas. Un asunto delicado. El Ministerio de Industria lo sabe bien. Por ello, estudia cómo aliviar la presión sobre el recibo de la luz que pagan 22 millones de usuarios y que en enero subió el 2,6%. Una opción, en medio de una tormenta económica que no escampa, es examinar el coste de la que es todavía una apuesta estratégica del Ejecutivo: el desarrollo de las energías renovables. En eso está el ministerio.

La idea circula hace semanas. A principios de abril, en Tarragona, en una cena, y ante decenas de empresarios, un conocido político nacionalista adelantó, según uno de los asistentes, dos de las ideas que incendian ahora el sector de las energías renovables: que el Gobierno y las grandes eléctricas podrían haber acordado no tocar las tarifas y que podría estar en marcha un fuerte recorte de primas para proyectos solares.

A tenor de cómo han discurrido los acontecimientos, el político catalán manejaba buena información. En apenas dos semanas, la posibilidad de que el Gobierno decida un recorte de las primas ha provocado la unión de todas las patronales de renovables, caídas bursátiles de las empresas más destacadas y leves intentos del ministerio por echar balones fuera.

Las presiones son múltiples. Las patronales de renovables, unidas por primera vez, advierten de que un recorte mal pensado -que afectara incluso a instalaciones que ya están funcionando- puede poner en peligro un sector puntero que ha puesto a España como ejemplo de buen hacer.

Desde las grandes compañías energéticas, agrupadas en la patronal Unesa, hay llamadas a racionalizar los incentivos. Pero no son unánimes. Gas Natural Fenosa, por ejemplo, ha cuestionado duramente la evolución de las renovables y su presidente, Salvador Gabarró, ha defendido incluso la conveniencia de que las tarifas suban hasta un 20% para tener un mix energético “sostenible también económicamente”. El discurso de Iberdrola tiene otros matices: su gran buque Iberdrola Renovables forma parte de la Asociación Empresarial Eólica, y distingue entre tecnologías rentables y otras que lo son menos. Por supuesto, la eólica es rentable. Así lo dicen los números, sostienen.

Los datos -de la CNE, para evitar suspicacias- muestran que las primas a la energía solar en 2009 ascendieron a 2.688 millones para una producción que cubrió el 2% de la demanda. La cifra supone el 57% de los 4.719 millones dedicados el año pasado a solar, eólica, hidráulica y biomasa. Mientras, la eólica -destacan fuentes de Iberdrola- recibió 1.608 millones y cubrió el 13% de la demanda (18% hasta abril).

Más Información:elpais

En medio de la incertidumbre (y la polémica) por la reforma del sistema de primas de las energías renovables, España ya ha empezado a perder atractivo para los inversores. Según un informe de la consultora Ernst & Young, España pasa del quinto al sexto lugar en el ránking mundial de los mejores países para invertir en el sector de las energías limpias.

Por detrás de Estados Unidos, China, Alemania, India e Italia, el sector español de las renovables empata en valoración en el sexto puesto. Sin embargo, según el estudio, España sigue siendo un referente mundial en termosolar, segmento en el que se mantiene como el segundo mejor país para emprender proyectos de inversión.

El Ministerio de Industria ultima una reforma del sistema de subvenciones de las energías renovables que contemplaría un recorte drástico de las primas, incluso de carácter retroactivo para las instalaciones ya existentes. Unos planes que han puesto en pie de guerra a todo el sector, que se ha unido en lobby único para presionar al Gobierno.

Las incertidumbres sobre la rentabilidad futura del negocio (especialmente en el caso de la fotovoltaica, que podría ver rebajadas sus primas en un 40%) puede llegar, como advierten las empresas del sector, a alejar a potenciales inversores.

“El descenso de la posición relativa de España [en el ránking] viene provocado fundamentalmente por las iniciativas recientemente aprobadas en Reino Unido, entre las que destaca la concesión de licencias para el desarrollo de 32 GW de energía eólica marina, así como por las noticias más recientes relativas a nuestra energía fotovoltaica”, explica Francisco Rahola, socio responsable de Energías Renovables de Ernst & Young.

El Ministerio de Industria quiere realizar un drástico ajuste que esté en vigor a partir del próximo 1 de julio: en juego hay cerca de 30.000 millones de euros entre este año y 2013. Frente a las intenciones del ministro Miguel Sebastián, Reino Unido, el país que atrapa y empata con España en el ránking, ha anunciado la ampliación de los incentivos obligatorios a las renovables hasta 2037.

Más Información:expansión

El Gobierno y el sector automovilístico han desvelado su apuesta por el coche eléctrico y para que la apuesta sea ganadora (Industria pretende que 250.000 vehículos eléctricos circulen en 2014) aún tiene que solventarse alguno de los problemas que arrastran los nuevos modelos. Entre ellos, la duración de las recargas. Endesa y Enel quieren estar entre los que aporten la solución.

La española Endesa y la italiana Enel, su principal accionista con el 92% del capital, han anunciado un acuerdo con CHAdeMO, la asociación japonesa que da servicio de carga rápida a vehículos eléctricos de mayor implantación mundial, que permitirá la recarga de vehículos eléctricos en 15 minutos.

El objetivo de este acuerdo, además, es el de incrementar la instalación en todo el mundo de estos puntos de recarga rápida, así como la homogeneización de los estándares de recarga. A partir de ahora se tratará de extender el sistema o protocolo que han desarrollado al resto del mundo. Y Endesa, como miembro, participará además en la evolución del protocolo y del conector (el enchufe).

Endesa podrá desarrollar tecnología propia a partir de este protocolo para las futuras estaciones de servicio para vehículos eléctricos, llamadas electrolineras, que permitirán la recarga en hasta quince minutos.

El impulso viene de Oriente

CHAdeMO nació el pasado año de la mano de Toyota, Nissan, Mitsubishi, Subaru y la eléctrica japonesa TEPCO (Tokyo Electric Power). De momento, el protocolo desarrollado se ha probado sólo en Japón, convirtiéndose en la mayor red de carga rápida del mundo, con 74 puntos en Tokio. La asociación ha sido abierta a otras 158 entidades empresariales y órganos gubernamentales, incluyendo 20 empresas extranjeras de los sectores de fabricación de coches, fabricantes de cargadores, proveedores de servicios de recarga y empresas públicas de electricidad.

El estándar CHAdeMO (Charge and Move) se ocupa del lenguaje de comunicación entre el vehículo y el punto de recarga rápida, y de la conexión física de ambos (el conector). Mediante la estandarización de estas dos cuestiones se permite que tanto el vehículo como el punto de recarga sean los que gobiernen el proceso de carga rápida y pueda ser adoptado por cualquier fabricante.

La eléctrica japonesa TEPCO desarrolló el estándar basándose en un programa de pruebas iniciado en 2006 que ha empleado unos 300 vehículos eléctricos en Tokio y los resultados ilustraron que el despliegue de cargadores rápidos es clave en las pautas de utilización de los vehículos que tienen los usuarios.

Más Información:intereconomia