China ha vuelto a demostrar que no se conforma con ser la fábrica del mundo, sino que también está dispuesta a abanderar sectores emergentes, como es el caso de las renovables, según indica el Programa de la ONU para el Medio Ambiente (UNEP).

Y es que, tras una época de crecimientos espectaculares en el Viejo Continente, en esta zona la inversión cayó un 10%, hasta unos 34.700 millones de euros, mientras que en Norteamérica el bajón fue del 38%, lo que la situó en 16.000 millones. Aun así, por segundo año consecutivo la inyección de capital en renovables superó a lo que se gastó en fuentes tradicionales tanto en estos mercados.

Frente a este descenso, en Asia hubo un repunte cercano al 30%, hasta 31.100 millones, gracias a la actividad en China, pero también de la India. Este incremento les sitúa a un paso de atajar a Europa como la región líder y le permite superer a EEUU.

En Oriente Medio y África hubo un incremento del 19%, aunque desde un nivel muy bajo, con lo que la cantidad total alcanzó los 1.900 millones de euros. En Sudamérica la inversión bajó un 20%, hasta 9.000 millones, pese a contar con Brasil, que produce prácticamente todo el etanol sacado de caña de azúcar del mundo y que también ha construido recientemente plantas eólicas y de procesamiento de biomasa.

En total, la inversión mundial en energías limpias cayó un 7% en 2009 y se colocó en 125.000 millones de euros. Las mayores bajadas se registraron en grandes plantas de energía solar y en biocombustibles, mientras que la inversión en molinos de viento fue récord gracias a las nuevas instalaciones chinas y a complejos eólicos en el mar del Norte.

Más Información: Expansion

Expansión de las energías renovables. Este es el campo en el que IBC Solar, especialista en energía solar fotovoltaica, asesorará al gobierno chino. Así ha quedado comprometido durante la visita que una delegación del Ministerio de Construcción de la República Popular de China ha realizado a la sede de la IBC en la localidad alemana de Bad Staffelstein.

El contrato de cooperación entre ambas partes especifica que IBC Solar ayudará a China en la formación de instaladores para la aplicación de sistemas fotovoltaicos integrados en edificios, así como a desarrollar normas de certificación unitarias para las instalaciones y sistemas. La pretensión del Ministerio de Construcción chino es que en el futuro todos los instaladores se formen según los estándares acordados entre ambas partes.

El viceministro de Construcción, Yao Bing, ha asegurado que su gobierno pretende impulsar la consolidación de las energías renovables, de tal manera que ese mercado sea uno de los mayores del mundo en 2015. “La colaboración con IBC Solar ya había empezado con anterioridad”, -ha asegurado el mandatario chino. Hemos decidido cooperar por el prestigio y experiencia de IBC Solar”.

Yao Bing, que también es el Presidente del Comité de Fotovoltaica Integrada en Edificios de la República Federal China, ha destacado la importancia de los sistemas fotovoltaicos en los edificios. “Es una idea innovadora para el sector de la construcción. Sabemos que el 40 % de la electricidad se consume en los edificios. El edificio del futuro ya no consumirá electricidad, sino que la generará. El gobierno chino se ha marcado el objetivo de disminuir la emisión de CO2. Con estos sistemas, alentamos a las empresas para que se abran al uso de energías alternativas renovables. En consecuencia, la industria fotovoltaica en China va a experimentar un buen crecimiento en los próximos años”.

UDO Möhrstedt, fundador y Presidente del Consejo de Administración de IBC Solar, ha asegurado que “con nuestro saber hacer podemos contribuir a impulsar la generación de electricidad fotovoltaica en China, introduciendo así nuestras ideas sobre la generación de energía renovable en el mayor mercado emergente del mundo. Al mismo tiempo, nosotros obtenemos una ventaja estratégica para posteriormente tener un mejor posicionamiento, en caso de entrar en el mercado”.

Más Información:energias-renovables

La energía nuclear debe desarrollarse de manera ordenada y según las regulaciones debido a sus estrictos requisitos en cuanto a recursos humanos, tecnología, seguridad y calidad, dijo el día 8 un funcionario chino en la conferencia internacional sobre el uso civil de la energía nuclear.

La energía nuclear, un tipo de energía limpia, segura y económica, “juega un papel importante en la conservación energética, en la protección del ambiente y en los esfuerzos por combatir el cambio climático”, dijo el director adjunto de la Administración Nacional de Energía de China, Wu Yin, añadiendo que se ha convertido en “una importante opción para desarrollar la economía y optimizar la estructura energética” para muchos países en vías de desarrollo.

Hablando ante representantes de unos 60 países en la sede de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico, Wu dijo que actualmente cambiar el patrón de desarrollo energético, optimizar la mezcla energética y reducir las emisiones de carbono son aspiraciones comunes para el mundo.

Según él, en años recientes China ha acelerado la construcción de plantas nucleares. Además de las 11 plantas de energía nuclear que ya operan, existen 21 plantas en construcción con una capacidad instalada combinada de 23 gigawatts.

Tomando la seguridad nuclear como una prioridad principal, Wu presentó algunas sugerencias para manejar la creciente demanda global de acceso nuclear.

“La seguridad de la energía nuclear va más allá de las fronteras, debemos esforzarnos para moldear una cultura sobre el uso seguro de la energía nuclear. Los países desarrollados, en términos de utilización nuclear, tienen la responsabilidad de ayudar a los menos desarrollados a establecer las leyes y regulaciones, los sistemas de supervisión y administración sobre la seguridad nuclear”, dijo Wu.

Respecto al uso apropiado de la energía nuclear, Wu dijo que los países deben tomar en consideración las condiciones nacionales y mejorar la cooperación nuclear para hacer que la energía nuclear sea más segura y barata.

Más Información:spanish

energia_eolica_iberdrola_renovables_usaIberdrola Renovables es, hasta ahora, la única firma española que se ha adjudicado ayudas del Plan Obama para invertir en renovables en el mercado estadounidense. El gigante asiático también tiene tirón.

El dios Eolo está soplando para impulsar las inversiones españolas en Estados Unidos y China. Barack Obama apuesta fuerte por las renovables y su pretensión es lograr que el 20% del uso energético proceda de fuentes verdes en 2020. Ya cuenta con 20.000 megavatios instalados (cada megavatio permite abastecer de energía a más de 800 hogares). En China, el escenario también pinta favorable. El Gobierno del país pretende que, para esa fecha, se hayan instalado 120.000 megavatios de potencia, de los que sólo lleva 10.500.

Iberdrola Renovables es actualmente la compañía española con mejor proyección en el mercado estadounidense. La filial de la compañía presidida por Ignacio Sánchez Galán es la única energética nacional que, de momento, se ha adjudicado ayudas dentro del Plan de Estímulo del presidente Obama para inversiones en renovables en Estados Unidos. Acciona también se quiere subir al carro, pero todavía no ha obtenido ningún contrato.

Iberdrola Renovables acaba de hacerse con otro nuevo paquete de ayudas por valor de 251 millones de dólares (unos 170 millones de euros) pertenecientes a la segunda ronda de este programa. La firma ya ganó 295 millones de dólares en la primera fase del plan, el 60% de de los 502 millones de dólares adjudicados. Para Martín Múgica, director de Negocio de Iberdrola Renovables en Estados Unidos, la nueva adjudicación supone “una gran noticia, ya que facilita la inversión en el país”. El plan de desarrollo de la compañía “contempla destinar alrededor de 6.000 millones de dólares –unos 4.053 millones de euros– a proyectos de energías hasta finales de 2012 en Estados Unidos”, afirma el directivo.

Con las nuevas adjudicaciones, la filial gana un notable protagonismo en un país donde empezó a operar en 2006 con 25 empleados, “que han pasado, en la actualidad, a más de 800”, asegura Múgica. Uno de los últimos proyectos eólicos de la empresa se está gestando en el Estado de Oregón y tendrá una potencia instalada de 98,7 megavatios. “Como fruto de las grants –ayudas del Plan Obama– hemos iniciado la construcción de la segunda fase del parque de Peñascal, en Texas, con 202 megawatios, y la segunda parte de la planta eólica Cayuga Ridge South, en Illinois, de 110 megavatios”, explica. En total, Iberdrola Renovables tiene en su haber 37 parques eólicos en este mercado, con una potencia instalada de 3.104 megavatios.

Más información: Expansion.com

consumo_energetico_china_reduccionDurante una rueda de prensa en la Oficina de Información del Consejo de Estado de China, celebrada este viernes, Zhang Guobao, director de la Administración de Recursos Energéticos del país, manifestó que durante los 60 años desde la fundación de la Nueva China la infraestructura se ha optimizado paso a paso, el consumo de los recursos tradicionales se ha reducido y las nuevas fuentes de energía han experimentado un gran desarrollo.

Durante 60 años, la capacidad de abastecimiento se ha hecho cada vez más fuerte. El volumen total de producción de energía primaria ha aumentado 110 veces y ha alcanzado el equivalente a dos mil 600 millones de toneladas de carbón. China se ha convertido en el país productor de energía más grande del mundo. En 1949, el consumo de electricidad per cápita era menor a un kilovatio por hora, y hoy en día es de 307 kilovatios por hora. En 60 años, el grado de autosuficiencia ha llegado al 90 por ciento, lo que garantiza la seguridad energética del país.

Con el continuo agotamiento del petróleo y el carbón, la infraestructura energética de China se ha optimizado sin interrupción y la proporción de consumo de las energías tradicionales ha descendido. De 1952 a 2008, la proporción de consumo de carbón bajó del 95 al 68,7 por ciento. Zhang Guobao, director de la Administración de Recursos Energéticos de China, dijo que en los próximos años será difícil cambiar la infraestructura de energía de China, en la que predomina el consumo de carbón, pero el país se esforzará por reducir el consumo de este recurso.

“En primer lugar, se impulsará la técnica de combustión de carbón limpio, que incluye la renovación de las viejas plantas de energía eléctrica y la instalación de aparatos de desulfuración y quitapolvos. En segundo lugar, se dejarán de usar las unidades más viejas”.

Más información: Cri.cn

China firmó con la empresa estadounidense First Solar la creación de una planta de energía solar en la región de Mongolia Interior con una potencia de 2.000 megavatios, el mayor proyecto solar realizado hasta la fecha en todo el mundo, según medios oficiales chinos.

La instalación solar tendrá una capacidad de generación de energía equivalente a la potencia combinada de dos reactores nucleares y se ubicará en las cercanías de la localidad de Erdos, al norte del país.

El presidente de la Asamblea Nacional Popular (ANP, Legislativo) de China, Wu Bangguo, rubricó el acuerdo en Temple (Arizona) con el consejero delegado de la compañía estadounidense, Michael J. Ahearn.

Las obras empezarán en julio de 2010 y se calcula que la planta estará terminada y operativa para el año 2019. Los paneles solares ocuparán más de 65 kilómetros cuadrados y, con su producción, pueden alimentar a casi dos millones de hogares en un país desarrollado.

Más información: Expansion.com