Pocos vehículos eléctricos circulan hoy en día por la ciudad de Valencia. Para promover su uso, ayer se instaló la primera cabina teléfonica en la que se pueden enchufar estos vehículos. Se trata de la segunda cabina de estas características que se instala en España- la primera está en Madrid- y está situada en la plaza del Ayuntamiento, frente al edificio de Correos.

La prueba se realizó ayer con un vehículo híbrido, que también tiene motor de combustión, y que tiene autonomía para circular durante 20 kilómetros. Cuando el coche alcanza los 100 kilómetros por hora el coche comienza a consumir combustible. Las baterías tardan en cargarse una hora y media.

Esta cabina forma parte de un proyecto piloto promovido por Endesa y Telefónica que pretende comprobar su viabilidad. Hasta final de año la recarga será gratuita y se hará mediante una tarjeta que se solicita vía internet.

Más Información:larazon

El Gobierno y el sector automovilístico han desvelado su apuesta por el coche eléctrico y para que la apuesta sea ganadora (Industria pretende que 250.000 vehículos eléctricos circulen en 2014) aún tiene que solventarse alguno de los problemas que arrastran los nuevos modelos. Entre ellos, la duración de las recargas. Endesa y Enel quieren estar entre los que aporten la solución.

La española Endesa y la italiana Enel, su principal accionista con el 92% del capital, han anunciado un acuerdo con CHAdeMO, la asociación japonesa que da servicio de carga rápida a vehículos eléctricos de mayor implantación mundial, que permitirá la recarga de vehículos eléctricos en 15 minutos.

El objetivo de este acuerdo, además, es el de incrementar la instalación en todo el mundo de estos puntos de recarga rápida, así como la homogeneización de los estándares de recarga. A partir de ahora se tratará de extender el sistema o protocolo que han desarrollado al resto del mundo. Y Endesa, como miembro, participará además en la evolución del protocolo y del conector (el enchufe).

Endesa podrá desarrollar tecnología propia a partir de este protocolo para las futuras estaciones de servicio para vehículos eléctricos, llamadas electrolineras, que permitirán la recarga en hasta quince minutos.

El impulso viene de Oriente

CHAdeMO nació el pasado año de la mano de Toyota, Nissan, Mitsubishi, Subaru y la eléctrica japonesa TEPCO (Tokyo Electric Power). De momento, el protocolo desarrollado se ha probado sólo en Japón, convirtiéndose en la mayor red de carga rápida del mundo, con 74 puntos en Tokio. La asociación ha sido abierta a otras 158 entidades empresariales y órganos gubernamentales, incluyendo 20 empresas extranjeras de los sectores de fabricación de coches, fabricantes de cargadores, proveedores de servicios de recarga y empresas públicas de electricidad.

El estándar CHAdeMO (Charge and Move) se ocupa del lenguaje de comunicación entre el vehículo y el punto de recarga rápida, y de la conexión física de ambos (el conector). Mediante la estandarización de estas dos cuestiones se permite que tanto el vehículo como el punto de recarga sean los que gobiernen el proceso de carga rápida y pueda ser adoptado por cualquier fabricante.

La eléctrica japonesa TEPCO desarrolló el estándar basándose en un programa de pruebas iniciado en 2006 que ha empleado unos 300 vehículos eléctricos en Tokio y los resultados ilustraron que el despliegue de cargadores rápidos es clave en las pautas de utilización de los vehículos que tienen los usuarios.

Más Información:intereconomia

Los cinco parques eólicos participados por Endesa en Tenerife produjeron un total de 46.257 megavatioos hora (MWh) durante el año 2009, según ha informado la empresa en un comunicado.

Asimismo han señalaso que fue l parque eólico Finca Mogán (en Arico), con 16,5 megavatios de potencia instalada, fue el que mayor producción de energía obtuvo, un total de 29.329 MWh. Este dato vuelve a situar a este parque eólico como el de mayor producción de todos los participados por Endesa en Canarias.

Por otro lado el parque eólico Punta de Teno (1,8 MW de potencia instalada), en Buenavista del Norte, fue en 2009 el de mejor rendimiento de todos con un total de 4.259 horas equivalentes anuales, una posición que lleva ocupando durante los cinco últimos años en el ámbito de toda Canarias.

Endesa participa junto con instituciones públicas y empresarios locales en un total de cinco parques eólicos en Tenerife, que suman una potencia total instalada de 23,6 megavatios. A 31 de diciembre de 2009, la suma de los 15 parques eólicos participados por Endesa en Canarias constituye el 42,8 % del total de la potencia instalada del Archipiélago.

Más Información:europapress

Endesa tiene previsto recuperar en dos años la potencia de energías renovables que vendió a Acciona como parte del acuerdo de la constructora con Enel para salir del capital de la eléctrica, indicaron a Europa Press fuentes empresariales.

En concreto, la eléctrica presidida por Borja Prado dispone de una cartera de proyectos en construcción de 2.000 megavatios (MW) cuyo desarrollo permitirá compensar la venta el año pasado por 2.634 millones de 1.946 MW de activos eólicos e hidráulicos a la constructora presidida por José Manuel Entrecanales.

En todo caso, las fuentes recuerdan que Endesa mantiene el periodo de reflexión sobre las opciones de encaje de los activos renovables del grupo y no ha cerrado todavía ninguna de las distintas alternativas posibles.

Una de ellas, a la que ha hecho referencia el propio consejero delegado de Enel, Fulvio Conti, cuya compañía controla el 92% de la eléctrica española, pasa por integrar todos los activos de renovables en torno a la filial Enel Green Power, que se convertirá de esta forma en una empresa con peso internacional en energías ‘verdes’.

Al margen de Endesa, Enel dispone en la actualidad de un 50% en su sociedad conjunta de renovables en España con Unión Fenosa, Eufer, cuya potencia instalada aumentó durante 2009 un 40% y alcanzó al cierre del ejercicio 861 MW eólicos. Ni Enel ni la propietaria de Unión Fenosa, Gas Natural, han mostrado su deseo de modificar su acuerdo en Eufer.

Esta sociedad conjunta es el cuarto operador de energía eólica que más potencia instalada tiene en España, por detrás de Iberdrola Renovables (4.882 MW), Acciona (3.996 MW) y Neo (1.581 MW), y se sitúa por delante de la propia Endesa, que a cierre de 2009 contabilizó 724 MW.

A la espera de que se concrete la marca bajo la que operarán los megavatios eólicos de Endesa, la eléctrica tiene previsto presentar en el primer trimestre del año un plan estratégico para todas las actividades del grupo, en la que se detallarán aspectos relacionados con las renovables.

La dirección de Endesa se ha mostrado abierta a cualquier opción. Su consejero delegado, Andrea Brentan, aseguró en un encuentro con analistas celebrado el año pasado que se estudian todas las opciones y que el hipotético traspaso de activos a Enel se realizará “si se considera que tiene más sentido estratégico y valor adicional para todos los accionistas de la compañía”.

Más Información:finanzas

Endesa ha organizado en sus oficinas de Málaga la reunión de lanzamiento del proyecto europeo G4V (Grid for Vehicles), que cuenta con un presupuesto de 3,7 millones de euros y que se centrará en fórmulas para desarrollar a gran escala el coche eléctrico.

En un comunicado, la compañía presidida por Borja Prado explica que Endesa es la única empresa española que participa en este proyecto internacional, cuya duración será de 18 meses.

El proyecto G4V evaluará el impacto a gran escala de la implantación del vehículo eléctrico en la infraestructura de red eléctrica y definirá las recomendaciones para su implantación a partir del año 2020.

Además, estudiará la utilización masiva del vehículo eléctrico, su impacto en la sociedad, los servicios y las comunicaciones necesarias y los retos y oportunidades que se pueden presentar.

En el consorcio que lidera el proyecto también participa Enel, el accionista mayoritario de Endesa, así como otras de las eléctricas más importantes de Europa.

La eléctrica ha convertido la política de desarrollo del modelo de transporte sostenible basado en el vehículo eléctrico en una de las vías principales para su lucha contra el cambio climático, convertida en uno de los pilares de su Plan Estratégico de Sostenibilidad 2008-2012.

Más Información:europapress

Las principales empresas eléctricas españolas, englobadas en la patronal Unesa, realizaron inversiones en activos eléctricos situados en España durante 2009 por valor de 5.630 millones de euros, cifra un 19% inferior a la del año precedente.

Para acometer este proceso inversor, además de sus necesidades financieras, las empresas tuvieron que recurrir al incremento de su deuda financiera en casi 4.000 millones de euros.

Así se desprende del “Avance estadístico: La industria eléctrica 2009” elaborado por esta organización, que integra a Endesa, Iberdrola, Gas Natural-Unión Fenosa, HC Energía y E.On.

El documento constata que las inversiones en equipo generador disminuyeron un 34% en 2009, situándose en 2.850 millones de euros. Por su parte, las inversiones en la mejora y ampliación de las líneas relacionadas con la actividad de distribución aumentaron un 6,5%, hasta situarse en 2.780 millones de euros.

Durante el ejercicio pasado, las compañías integrantes de Unesa destinaron el 61,2% de los recursos generados por las actividades eléctricas nacionales al proceso inversor en curso.

A finales de año, el equipo generador convencional de las empresas de Unesa sumaba una potencia total de 66.840 megavatios (MW). La potencia de nueva incorporación ascendió a 729 MW. El déficit de tarifa eléctrica (la diferencia entre el coste de producir la electricidad y lo que el consumidor paga por ella) supuso el 44% de los flujos de caja generadas por estos grupos.

El ejercicio 2009 estuvo marcado por la reducción de la demanda de electricidad del 4,3%, situación “acorde con la ralentización de la economía”, según el informe. La caída de la demanda, junto con la reducción del precio de las materias primas energéticas y el aumento de la hidraulicidad, dio lugar a que el precio medio ponderado de la electricidad en el mercado de producción reflejara una disminución en el entorno del 37% con respecto al año precedente.

Más información: Expansion.com

Según datos divulgados hoy por la Entidad Reguladora de los Servicios Energéticos (ERSE) lusa, Endesa alcanzó en noviembre de 2009 el segundo lugar del mercado en consumo eléctrico abastecido, con el 16,2 por ciento, por encima de Iberdrola, que llegó al 16%,.

No obstante, la lusa EDP Comercial continúa dominando el sector, ya sea en el consumo eléctrico, donde tiene un 63% de cuota en su abastecimiento, o en el número de clientes, segmento en el que posee cerca del 95% del total.

Asimismo, ERSE considera que el mercado liberalizado de Portugal está en crecimiento desde que se decretó su liberalización en 2006, ya que el consumo total anual del país pasó del 2,5% de noviembre de 2008 al 41,9% del mismo mes de 2009.

El organismo luso atribuye esta subida al incremento de los clientes industriales y cifra el número de abastecimientos en el mercado liberalizado en más de 269.000 consumidores.

Endesa, presente en Portugal desde hace dieciséis años, también suministra electricidad a un millar de familias en el mercado doméstico luso desde agosto de 2009, propiciado por los cambios en la reglamentación del sector.

Por su parte, Iberdrola, presente sobre todo en los segmentos de consumidores industriales y pequeños negocios, ha apostado por Portugal y ya proyecta el complejo hidroeléctrico del Alto Támega, en el norte del país, cuya puesta en marcha se prevé para 2012 y en el que invertirá alrededor de 1.700 millones de euros.

Más información: ABC

Las eléctricas echan chispas con las propuestas de la Comisión Nacional de la Energía (CNE). La última recomendación del organismo se centra en rebajar la remuneración de las eléctricas, a quienes se les recompensa por invertir en la red para que sea lo más segura posible y reducir la posibilidad de apagones o fallos.

Pero lo que más ha crispado al sector es que el regulador pide revisar la remuneración ya aprobada para 2009 por debajo de la previsión oficial. La batalla está servida y ahora estas compañías amenazan con frenar sus inversiones.

Las alegaciones de los grupos energéticos a través de la patronal Unesa, a las que ha tenido acceso elEconomista, critican que la CNE ha fijado una remuneración para 2010 similar a la de este año y ha reducido la prevista para 2009 por la propia institución de entre 4.746 y 5.031 millones hasta los 4.342 millones, lo que afectaría al balance de estas empresas que ya se han apuntado en sus cuentas su retribución correspondiente que en el peor de los casos iba a ser de 4.416 millones de euros.

Fórmula provisional

Además, las compañías apuntan que la metodología que defiende la CNE está “alejada de la realidad y de los planes previstos”. Estas empresas aprovechan sus alegaciones para hacer una propuesta sectorial planteada por Unesa, que opta por una fórmula provisional, en tanto se estudian los nuevos modelos.

Las eléctricas insisten en que esta reducción ha causado “una incertidumbre regulatoria sin precedentes, que hace imposible mantener los planes presentados para los próximos años”.

Las compañías esgrimen sus argumentos y apuntan que la suspensión de las inversiones previstas “agudizará la crisis del sector y la extenderá a las empresas de servicios y fabricantes de bienes de equipo”. También señalan que “supone perder la oportunidad de mejorar la calidad de suministro, con inversiones eficientes que generen empleo de alta cualificación y con un carácter local”.

Una red española menos eficiente

Iberdrola, Endesa,E.ON, GasNatural, entre otras, aseguran que para que un consumidor tenga una calidad de servicio similar a la de un francés -es decir, un 70% mejor- sería necesario duplicar la retribución. En la misma línea, si se quiere igualar con un cliente de Reino Unido, para conseguir un suministro dos veces más fiable, se debería incrementar la retribución en un 50%.

Las reivindicaciones de estas empresas señalan que los nuevos planteamientos energéticos exigirán a corto plazo una red más mallada y el desarrollo y la implantación de redes inteligentes, capaces de integrar de manera dinámica las acciones tanto de los consumidores -con sus futuros contadores inteligentes- como de los generadores.

Por ello, las eléctricas han solicitado a al organismo que preside Maite Costa que confíe en los planes de inversión presentados a las distintas administraciones.

Ha sido tal la crispación generada en el sector, que la CNE se ha replanteado su postura. En un informe publicado esta semana, la Comisión propone que se restablezca las retribuciones iniciales previstas para 2009 y 2010, al entender que la nueva propuesta adolece de una gran “complejidad” puesto que se negocia sobre las inversiones ya hechas y a pasado, cuando debería realizarse sobre las inversiones previstas.

Más información: El Econ0mista

El consumo de electricidad cayó un 4,3% en 2009 en comparación con un año atrás, hasta los 255.721 megavatios por hora (MWh). Este retroceso, según la patronal del sector, Unesa, es una consecuencia de la crisis económica y representa el mayor descenso desde 1959, año en el que comenzó a elaborarse la estadística.

Se trata además del tercer ejercicio en estos 50 años en el que se contrae el consumo eléctrico neto. Los dos anteriores fueron 1993 y 2008, con reducciones del 0,3% y el 0,2%, respectivamente. En 2008, también se produjo una bajada del 0,2%. Ambos datos contrastan con los crecimientos anuales de entre el 2,7% y el 7,1% registrados durante el resto de la década.

La producción eléctrica también disminuyó, en un 5,1%, hasta los 300.684 millones de kilovatios por hora (kwh) y, en paralelo, las emisiones de C02 se recortaron en un 17%. En cuanto a las fuentes de producción, destaca la caída del 10,5% registrada en la nuclear y los descensos del 23,7% y el 9,1%, respectivamente, en las derivadas del carbón y el gas natural.

En el caso de la nuclear, Unesa ha atribuído el descenso a las paradas para realizar recarga de combustible, “que en algunos casos se ha prolongado más de lo habitual para tareas de aumento de potencia o la incorporación de nuevos sistemas”.

Avanzan las fuentes renovables:

En el sentido contrario, sobresale el incremento del 15,3% en la energía generada con fuentes renovables y el aumento del 8,4% que se anotó la hidroeléctrica.

Así, en 2009 las renovables produjeron el 18% del total de electricidad generada en España, el mismo porcentaje que la nuclear, con lo que las dos se colocan como segunda fuente de generación por detrás del gas natural, con un 36%. La producción a partir de carbón generó un 13% de la electricidad total, las instalaciones hidroeléctricas un 9% y los productos petrolíferos, el 6% restante.

Se reduce la inversión:

Este contexto de crisis económica (caída de la demanda, reducción del precio de las materias primas y aumento de la hidraulicidad) ha provocado que el precio medio ponderado de la electricidad en el mercado de producción disminuyera un 37% en comparación con el año anterior.

Con todo, durante 2009 las empresas integradas en Unesa -Iberdrola, Endesa, HC Energía, Unión Fenosa y E.ON- realizaron inversiones en activos eléctricos situados en España por importe de 5.630 millones de euros, cifra un 19% inferior a 2008.

Las inversiones en equipos de generación se contrajeron un 34%, hasta los 2.850 millones. La patronal ha subrayado que no se trata de la anulación de programas de inversiones, sino de “adaptación sus tiempos de ejecución a las necesidades del servicio”.

Por contra, la inversión relacionada con la actividad de distribución creció un 6,5%, hasta sumar 2.780 millones de euros, “con el fin de responder a las necesidades que en cada momento plantea la garantía y seguridad del suministro”, ha destacado Unesa.

Según datos de la patronal, las eléctricas destinaron a inversiones el 61,2% de los recursos obtenidos por su actividad en el mercado doméstico. No obstante, el déficit de tarifa supuso casi el 44% de los flujos de caja generados por las eléctricas.

Con todo, las empresas del sector incrementaron su deuda financiera en un total de 4.000 millones de euros para acometer el proceso inversor, pero también para atender a sus necesidades financieras.

Más información: El Mundo

Andrea Brentán, consejero delegado de Endesa, eléctrica controlada en un 92% por Enel, puso ayer en tela de juicio las últimas grandes decisiones del Gobierno en materia energética.

Brentán, que compareció en la subcomisión del Congreso constituida para definir la estrategia energética de España para los próximos 25 años, unió su voz así a la de otros directivos eléctricos, como Ignacio Sánchez Galán, presidente de Iberdrola, que acudió a la misma comparecencia la semana pasada.

Brentán reclamó que se extienda la vida de las centrales nucleares existentes en España a 60 años, frente a los 40 años de vida útil que pretende el Gobierno, o que se considere la opción de construir nuevas plantas para garantizar el equilibrio del sistema. Endesa comparte al 50% con Iberdrola la central nuclear de Garoña, en Burgos. El pasado mes de junio, el Gobierno decidió el cierre de esa instalación en 2013, en lugar de extender su vida útil.

Improvisación

“La decisión nuclear se tiene que tomar en los próximos años. Hay tiempo. Ojalá que no sea tan improvisada como la de Garoña”, dijo Brentán. La opción de prescindir de la energía nuclear tendrá un efecto “muy negativo” en la consecución de los retos del sector energético: seguridad del suministro, sostenibilidad y eficiencia en costes o competitividad, dijo. Hace unos días, Sánchez Galán cifró en 35.000 millones de euros adicionales la inversión necesaria para sustituir a las nucleares.

Por otra parte, Brentán también pidió que se abra una reflexión en cuanto a cómo repartir el sobrecoste que supone para el sistema eléctrico el modelo de primas a las energías renovables, y la conveniencia de atribuir una parte a los Presupuestos Generales del Estado.

Para Brentán, hay que avanzar en eliminación de las distorsiones que provocan en el mercado las renovables y evitar que éstas participen en la formación del precio de la electricidad. Brentán pidió que también se mitigue la distorsión que podría causar el carbón nacional y las ayudas que el Gobierno quiere introducir para que las eléctricas quemen ese mineral en sus centrales.

Más apertura de mercado

Brentán también pidió que se liberalice más el mercado, y se rebaje el listón establecido ahora para que los usuarios puedan acogerse a precios regulados, desde los 10 kilovatios a los 3 kilovatios.

Más información: Expansion.com