Gas Natural, la empresa catalana que acaba de completar la adquisición de Unión Fenosa, apostará en el futuro por acercar la producción eléctrica a los centros de consumo, en detrimento de los grandes territorios generadores de energía, entre los cuales en el sistema peninsular destaca Galicia. La compañía que preside Salvador Gabarró defendió esta tesis en un congreso celebrado esta semana en Madrid, en el que se analizaron modelos alternativos de generación eléctrica que atiendan con mayor calidad, seguridad y eficacia las necesidades de los usuarios, para lo que se considera necesaria una mayor cercanía con el consumidor final.

La eléctrica de origen gallego presentó en el congreso sus proyectos de cogeneración, microgeneración y gestión energética. Según recordó la propia Gas Natural, actualmente «la electricidad, como forma de energía más útil, se produce en grandes instalaciones, partiendo de diversas fuentes de energía que son transformadas para el transporte hasta su consumo final». Frente a este «modelo tradicional e ineficiente -continúa la empresa-, surge otro en el que la generación de energía se acerca al consumidor». Esta alternativa «es la generación distribuida: la generación, almacenamiento y administración de los recursos energéticos en los lugares de consumo, para satisfacer las necesidades de los usuarios con mayor calidad».

Esta aproximación de la producción al usuario final se puede hacer, según Gas Natural, «con tecnologías convencionales, como la cogeneración, o con aquellas que incorporan energías renovables, como la fotovoltaica, la eólica, la termoeléctrica, el aprovechamiento de residuos a través del biogás o la geotérmica».

Más información: Lavozdegalicia.es

Anuncios